Archive for 23 noviembre 2006

reencuentro2

noviembre 23, 2006

REENCUENTRO

Introducción

Esta es la historia de un reencuentro de los padres de una pareja, que tras tener un hijo juntos se distanciaron durante más de 20 años. A los dos años de tener el niño, el padre, Juan, se metió en un espiral lleno de alcohol que concluyó con su fuga de casa para nunca más aparecer. Y es que se dio cuenta que no era feliz con su vida ya que no la vivía tal y como él quería. Y es que ser homosexual en aquella época era considerado casi como un crimen. Por su parte, la madre, Sandra se vio obligada a sacar adelante la pequeña familia. Con el chico estudiando en la universidad, Sandra se da cuenta que tiene un cáncer mortal en el cerebro que acabará con su vida en poco tiempo. Justo en ese momento, su mejor amigo, Mario, le dice que Juan ha llegado a la ciudad tras más de 20 años sin verse.

INT. RESTAURANTE. NOCHE.

Vemos a Mario y Sandra, dos personas de unos cincuenta años en la puerta del restaurante.

Mario
Bueno Sandra,…prométeme que te vas a comportar con Juan…

Sandra
No lo se Mario, no se como reaccionaré. Pensé que esto nunca sucedería…

Llega un camarero.

Camarero
¿Tienen alguna reserva?

Sandra
Sí…a nombre de Sandra González.

El Camarero mira una lista.

Camarero
Es la mesa 7. Ya ha venido su compañero. Está esperándola.

Sandra se queda pálida.

Sandra
Gracias.

Mario
Suerte…y recuerda…no hagas tonterías.

Sandra
No lo se.

Mario
Adiós.

Sandra
Adiós.

Mario se va y el camarero lleva a Sandra a la mesa donde está Juan mirando un reloj.

Sandra
Hola Juan.

Juan se gira y pone cara de sorpresa.

Juan
Hola Sandra.

Se quedan mirando. Sandra se sienta.

Sandra
¿Todo bien?

Juan
Podría ir mejor. ¿Y tu?

Sandra
Podría ir mejor. (sonríe)

Se miran un instante sin decirse nada.

Juan
¿Quieres pedir algo?

Sandra
Pide tu de momento.

Juan
De acuerdo.

Juan comienza a mirar la carta. Va mirando de refilón a Sandra, que lo mira fijamente.

Sandra
¿Por qué has venido?

Juan deja de leer la carta.

Juan
Para hablar contigo, Sandra.

Sandra
¿Para hablar conmigo? ¿Has necesitado 25 años para tener valor para hablar?

Aparece el camarero.

Camarero
¿Van a querer algo señores?

Sandra
Aún no nos hemos decidido.

Camarero
Está bien.

El camarero se va.

Juan
¿Cómo está Rubén?

Sandra
Está en la universidad. En Inglaterra.

Juan
¿Qué estudia?

Sandra
Llámale y pregúntale.

Juan
¿Qué pasa Sandra? Solo quiero hablar.

Sandra
¿Hablar? ¿Hablar contigo?

Juan
Sandra, no me estás poniendo las cosas fáciles.

Sandra
Tu tampoco me las has puesto fáciles. ¿Dónde estuviste todos estos años?

Juan
Verás…no es fácil de explicar.

Sandra
¿Donde estuviste el día que tenía que trabajar el niño se puso malo, le subió la fiebre y yo no tenía con quien dejarle?

Juan
Lo hice para protegeros…

Sandra(cada vez más alterada)
¿Y el día en el que no me llegaba a pagar las facturas?¿Sabes lo difícil que es optar entre pañales y leche?

Juan
Cálmate, por favor, no quería que sufrierais mi vergüenza…que sufrierais el vergonzoso estado que llegaba a alcanzar.

Sandra(fuera de sí)
¿Y tener que devolver la mitad de la compra en la fila del supermercado, con mi hijo chillando en un brazo, sola… SOLA! no es vergonzoso o denigrante?

Los clientes de al rededor les miran y llega el camarero.

Camarero
Voy a tener que rogarles que bajen el volumen.

Juan
Disculpe, ya hemos decidido los entrantes.

De forma seca y concisa.
Sandra
Traigame un plato de melón con jamón y… tu quieres una “cervecita”, ¿verdad?

Juan la mira. Está enfadado, pero rápidamente se siente dolido.

Juan(seco)
Tráigame un agua mineral!

Camarero
Muy bien, ahora mismo señor.

El camarero se marcha.

Juan
No quiero robarte a nuestro hijo. Solamente quiero…

Sandra
¿Fue por otra mujer que te fuiste?

Juan
No…es difícil de explicar.

Sandra
¿Entonces que fue?

Juan
Ahora que estoy recuperado…No se como explicártelo.

Sandra
Pues hazlo porque no tengo mucho tiempo.

Juan
No me fui por otra mujer. Tampoco fue porque tenía miedo de tener una familia… No se si lo entenderías.

Se quedan mirando. El camarero aparece con el plato y lo deja en la mesa. Juan y Sandra se miran e ignoran la presencia del camarero. Ofendido este desaparece.

Sandra
Juan, me gustaría saber que es lo que te llevó a dejarme sola a mi con mi hijo…

Juan
Ya…

Sandra
Porque todo esto está acabando conmigo.

Juan
¿A que te refieres?

Sandra
Esos terribles dolores de cabeza. Las noches de migrañas…

Juan
¿que te pasa?

Sandra
Tu hijo no lo sabe…nadie lo sabe…me estoy…muriendo Juan.

Juan
¿Qué?

Sandra
Si Juan…tengo un cáncer y no se si seguiré viviendo mucho tiempo así que dime lo que te pasó.

Juan (medio llorando)
Lo siento…

Silencio.

Juan
Verás,…el matrimonio y la vida que llevaba no era lo me pedía el corazón. Te dejé por amor…pero no por una mujer.

Sandra
¿No podías haber confiado más en mí?

Sandra lo mira. Se levanta.

Sandra
Entiendo. Creo que ya no tienes nada más que decirme.

Le da un papel que saca del bolso.

Sandra
Esta es la dirección y el teléfono de tu hijo. Llámalo porque tu serás su única familia dentro de muy poco tiempo.

Se lo da y se va de la mesa. Juan mira la dirección y se le cae una lágrima. Llega el camarero.

Camarero
¿Desea algo más señor?

Anuncios

inspiración

noviembre 15, 2006

los mitos sirven para explicarla. en el génesis, Dios creador de toda cosa a partir de sus imágenes mentales, creo del barro al hombre, soplando, insuflando aire. es interesante que necesitamos de elementos externos para inspirarnos. y que cuando dejamos la vida expiramos, no que no lo hayamos hecho antes, pero esta expiración es definitiva. así pues, se obtiene de la naturaleza elementos para crear en tu imaginación o tu fantasía. la imaginación comporta posibilidad y varía en grado según su probabilidad. la fantasía solo exíste en la imposibilidad.

por otra parte según la inspiración romántica, debe faltarte algo, debes necesitar para crear. nunca nadie habría creado en un estado de plenitud.

dentro de la entereza que pretende la psicología debe salir de dentro de tus potencialidades. entereza es la clave.

y aunque James Joyce era un celoso enfermizo, necesitaba sentir que su mujer era deseada por otros hombres para poder escribir sobre ello. puede que talvez fuera para reforzar su atracción hacia ella cuando esta disminuyera. pero se sentaba y tomaba notas en Trieste Austro-Hungría, para escribir, revisar y completar un entero. Dejó el frio norte de Inglaterra. Absinta, sexo en burdeles lleno de decoración oriental, cogía la gonorrea de vez en cuando y en este ambiente escribió “Los Dublineses”.

reencuentro

noviembre 13, 2006

reencuentro

En uno de esos días en los que vas en tren, uno de esos de largo recorrido de camino a un trabajo de fotógrafo en el sur del país,se me ocurrió interesante escribir la historia de como se volvieron a ver mis padres. Estoy algo melancólico, supongo que es porque el tren pasa por el pueblo donde está enterrada mi madre y esto puede que me distraiga y no me deje ser lo objetivo que tengan por seguro que intentaré ser. Antes que nada y ya que es cada vez más corriente debo advertiros que mis padres están separados. Y su separación provocó un trauma, no solo en mí sino también en ellos.
Mis padres se casaron enamorados, creían ellos, aunque poco a poco voy creyendo que la teoría de que fuera por escapar de sus respectivos padres se me hace cada vez más cercana. Al año nací y dos semanas después de cumplir mi tercer año de vida mi padre desapareció de la noche a la mañana sin hacer grandes maletas y dejando detrás todas sus pertenencias, sin decir porqué, ni si volvería, ni a donde iba. Yo me acuerdo poco de la época, pero recuerdo que la desesperación por no saber nada de mi padre dejó a mi madre bastante trastocada. La duda de si fue por una mujer, por estar amenazado por alguien, por odiarnos, por aburrimiento… no lo sabía y esa duda ocupó durante años la cabeza de mi madre. Años de migrañas que reflejaban todo su dolor interior. Hasta que un día decidió vestir de negro y no volver a pensarlo ni nombrarlo. Me crió bien, como pudo e intentando quitarme cualquier sentimiento de culpabilidad. Porque hice lo que hacen todos los niños pequeños: creer que su separación se debía a mi mal comportamiento. Mi padre, y esto lo supe después de esta terrible conversación en el fondo quería lo mejor para mí y para mi madre. Después de casarse se fue dando cuenta que aunque nos quisiera, no era ya feliz con ella y que en el fondo siempre le habían gustado los hombres. Esto en una sociedad que veía la homosexualidad casi como un crimen era casi peor que no reconocerse fascista. Ese dolor le llevó irremediablemente a la bebida y aunque durante un tiempo dominaba la situación sus deudas y sus ansias por desconectar de una realidad insoportable le hunden de manera que ya no podía disimular la situación en casa. Así que un día, mejor dicho en medio de una noche sobria y en un momento de claredad decidió que debía proteger a su familia y no someterla a su nueva enfermedad. Sin nuestra presencia y la normalidad relativa que le dábamos acabó por hundirse en una espiral de tristeza, acabó en la calle. Se recuperó de la calle y empezó a trabajar. Yo tendría edad de ir a estudiar, estudiar fuera en una prestigiosa escuela de fotografía. Pero cuando la situación parecía no poder ir peor mi madre descubrió que su dolor de cabeza se habría transformado en un tumor maligno de muy mal pronóstico, así fue como finalmente acabó perdiendo el trabajo y cuando la situación empezaba a ser desesperada, un antiguo amigo de mis padres, Mario, le dijo que había visto a alguien que le pudiera interesar. Mi padre había vuelto a la ciudad. Entre rabiosa y necesitada, le pidió a Mario que concertase un encuentro entre ambos. Mario consiguió la cita ya que mi padre no se negó a pagarme los estudios, pero su condición era tener una conversación con mi madre. Consciente del carácter, a veces sanguíneo de mi madre la acompañó hasta una parada de taxi.

EXT. TARDE CALLE

MARIO

Bueno SANDRA prometeme que te vas a comportar JUAN… que no le sacarás los ojos.

SANDRA

No lo sé Mario, no sé como reaccionaré pero… Dios! ¡Sabes bien lo que nos ha hecho sufrir al pequeño y a mí! nose nose nose

Antes de llegar a la parada de taxi Mario abraza a Sandra y esperan. Unos minutos más tarde llega un taxi, un taxi ocupado y Mario abre la puerta. Saluda con la mano y cierra la puerta.

INT. TARDE TAXI

El taxista la saluda brevemente y continúa la marcha y pregunta:

TAXISTA

¿Seguimos yendo al Restaurante “La Puesta”, verdad?

Mario y Sandra se miran y por el retrovisor asiente. Ambos están tensos y callados. Sandra intenta hacer el primer intento de decir algo pero solo consigue malas formas de comenzar cualquier tipo de conversación. A Juan le pasa medio kilo de lo mismo.

SANDRA
¿Qué?

Juan frunce el ceño y serio responde

JUAN
Pues aquí…

El taxista los mira. Ambos están mirando en direcciones opuestas por sus ventanillas

SANDRA
Espero que tengas la consideración de no llevarme a un lugar demasiado caro, no es que me sobre el dinero precisamente…

El taxista mira a Juan, que no reacciona. Pasa un semáforo y no dice nada. Juan sigue mudo y repiqueteando la puerta.

TAXISTA
¿Tendrá dinero para pagarme la carrera verdad? Porque sino paramos aquí mismo y se bajan.

Juan saca un billete de 50€ irritado.

JUAN
Haga el favor…

Sandra ve que Juan lleva una S tatuada en la muñeca, mira al suelo y sonríe

JUAN
Había pensado pagar yo. No te preocupes por el restaurante. Después de todo…

TAXISTA (murmurando)
Como tiene que ser…

Inmediatamente Sandra sin pensar dice

SANDRA
Haga el favor de…

Juan y Sandra se miran y vuelven a mirar por la ventanilla.

No recuerdo bien como llegaron a “La Puesta” o si el taxista volvió a meter la pata, tampoco me importa mucho. Lo que fué realmente fuerte pasó dentro. Aunque el que pudieran tener al taxista para poder volver a coincidir en una misma opinión sobre algo después de tanto tiempo facilitó un poco lo que pasaría a continuación.

InT. RESTAURANTE TARDE

Durante unos minutos se quedan mirando la carta, después de sentarse.

Sandra

¿Podríamos pedir los entrantes, no?

Juan

¿Te gusta el lugar?

Sandra

No hemos venido a hablar de esto, pero no está mal el sitio es un sitio bonito.

Juan

Me recuerda mucho al bar al que ibamos…

Sandra

¿Te pido una cerveza?

Juan

mmmh…. no bebo. Ya no… mejor un agua

Sandra

¿Crees estar preparado para hacerte cargo de un hijo ya?

—-que dura debió ser esta conversación… yo no consigo terminarla…

La dama de Shanghai

noviembre 13, 2006

mirándola, en un punto cercano al mid-point(donde según algún experto de guión debe darse un cambio notable) Orson Welles habla de tiburones, que acaban matándose entre ellos por la furia y el olor a sangre.

pausa

pensé: somos como filtros humanos que desgraciadamente dejamos pasar con demasiada facilidad los cristales licuados del azúcar y se nos queda pegado el aceitoso resto del café… (ojos húmedos)

play

Finalmente en la sala de los espejos de la “Crazy House” el simbolismo de coincidir la cara de Rita Hayworth con su marido abogado refleja esta sed de sangre de gente que se amarga, que es amargada, sufre y revienta. Escena muy comentada y personalmente Hitchkockiana, personalmente es con la escena del acuario lo mejor de este “film noir”. Aunque no es una de las mejores películas de Welles, espero como siempre no haber revelado demasiado y así abrir el apetito visual.

¡que aproveche!

The piano (Jane Campion 1993)

noviembre 10, 2006

There is a silence where hath been no sound
there is a silence where no sound may be
in the cold grave, under the deep deep sea

Thomas Hood 1799-1845

Ada(Holly Hunter) nos dice esto, reviviendo, muriendo y purificada resucita a una nueva vida tirando su ataúd, el piano que todo sus males concentra, y los tira a las profundidades de la tumba oceánica.

Entendiendo: Au Hasard Balthazar (Robert Bresson, 1966)

noviembre 9, 2006

Desde el absoluto desconocimiento de Robert Bresson voté a su favor, para saber que hacía ese nombre que resuena. Poco a poco fui investigando si solo era yo el que desconocía a Bresson. Empecé preguntando a gente normal, no cinéfila, de al rededor de 40 años si le conocía y lo confundieron con el fotógrafo Cartier Bresson. No adelantaba. El siguiente paso para ver si entendía era preguntar a gente cinéfila y los calificativos más nombrados eran sobriedad y más tarde ascetismo. Aunque no sé si por pedantería o por desconsolada incomprensión rehusaban hablar demasiado tiempo sobre este director. Finalmente pregunté a 2 universitarias francesas, cuanto sabían de Bresson y se repitió el absoluto desconocimiento. Me pareció interesante la idea.

Durante el visionado del film me di cuenta que tenía la sensación de que después de cada cambio de plano se pudiera cerrar un capítulo(¿sería esta la sobriedad de la que me hablaron?), que se justifica por el cuidado extremo de la puesta en escena y el cálculo exacto de qué elementos deben salir en cuadro. Y de ahí a constatar que domina el fuera de campo hay solo un paso (p.ej.: escena de las gamberradas con mancha de aceite).

Sobre el sonido es personalmente uno de los puntos que más me parece apetecible, de cierta forma salva la película a mi modo de ver. Lo salva la sonata 20 de Schubert y el uso del Jazz como elemento transgresor cuando aparecen los jovenes

Al digerirla, cuestión que me llevó su tiempo, me hizo pensar en E.T. y su parecido con el Evangelio según San Mateo. Y leyendo sobre Bresson (no hace falta leer demasiado, con repasar los títulos de su filmografía, sobre todo la inicial) te das cuenta que tiene un fuerte vínculo religioso. Y si se resume la película en pocas palabras, se podría decir que son una colección de maldades que se le hacen a un burro, que me parece sospechosamente con otra analogía bíblica como la Pasión de Cristo. Aunque parece que no se persiga una copia, por eso creo que finalmente habría que considerar al burro como un santo y no mucho más. ya que puede verse que se tratan variedad de temas como el retrato de la juventud y su rebeldía “moderna” en el cine, su amoralidad, su crueldad con el burro del que Gerard es su máximo representante y falta de respeto hacia las normas sociales y la policía.

Siendo una película que cuenta con un burro como protagonista o personaje que nos guía a través de la historia, podemos decir que la identificación con este se da gracias a que acompañamos al burro con muchos primeros planos y planos detalle de su vida cotidiana. El momento en el que esto se hace más patente es para mí el momento de dialogo con los demás animales, sobre todo en el circo, donde se refleja la sumisión y el abuso que el hombre hace de los animales.

Un elemento que destaca en la película es el acting de los actores. Aunque leyendo sobre la película llegas a la conclusión de que no son actores y son personas normales y corrientes a los que se les machaca un gesto y una frase hasta sacarles cualquier artificio. No creo que sea recomendable poner a personas poco expresivas al lado de un burro, que pobre de él, no tiene la culpa ni necesidad de ser mucho más expresivo de lo que es. Y cuando se supone que lo es, se consigue a través de un efecto Kuleshov.

Tanto esfuerzo para comprender lo que vemos pantalla y la poca bidireccionalidad que comporta, hace que sea una película tragable pero que finalmente te provoque una complicada digestión.

Dentro de lo que cabe entiendo, a partir de esta película, que Bresson pueda haber servido de inspiración para posteriores autores para expresar mucho con poco (para estos casos personalmente me purgo con Hierro 3), pero definitivamente no es una película que se deba ver con tu pareja en la cama… casi acabo en el suelo.

el Krumping

noviembre 7, 2006

Aunque lo hayas visto en algunos videoclips, aún no sabías como se llamaba. Es un nuevo tipo de baile, bueno no tan nuevo. Por eso de que ya lo has visto seguramente en algún videoclip de hip hop industrial.
Nace en los suburbios de Los Angeles y es una manera de hacer frente a una imagen de gente que no representa la realidad cotidiana. Es basicamente una moda de afroamericanos, negros o como los querais llamar, que si los llamo de una manera soy racista y si los llamo de otra soy hipócrita y esclavista… aunque no me canse de repetir que he tenido tíos, abuelas y madrastra negra. El Krumping es agresivo y muy visual y por eso talvez David LaChapelle le dedicó al tema una documental musical llamado RIZE. En el que se explica una alternativa a las bandas, y es que hay muchos que no entran en las modas de bandas y las drogas. Sobretodo si uno cree mucho en la iglesia bautísta o pentescostal, evangelista o lo que sea.
Empezó con un chico que hacía de payaso y así fué como todos se pintan la cara, unos más otros un poco menos. Otra particularidad de este baile es que está dividida en grupos que incluyen niños, gordos, chicas y chicos. Se parece al breakdance, aunque no incluye necesariamente el suelo. Es, porque negarlo, una forma de arte abstracto en el que la empatía cuenta mucho más que el entendimiento de normas… a disfrutar de videos por el youtube. Feliz búsqueda que ahora ya sabéis el nombre……… a ver si os pasa como a mí y os entran unas ganas de bailar como a mi.

Manderlay y Little Miss Sunshine

noviembre 7, 2006

Dos días he tardado en visionar y digerir esta película de Lars von Trier. Me debatía entre las opiniones de racismo y todo lo contrario. Dicen que es poco cinematográfico y facilón el estilo visual, pero creo que hay que dejar de lado los prejuicios y ser mas modernos, ya que los nuevos estílos y formas de contar serán las que revivan y insuflen aire fresco a temas muchas veces conocidos. Es un ataque frontal a la política de Bush, que hace justicia en casa de otros y se olvida de lo que pasa del tope de su casa para adentro. Más crudo que Dogville y explícito. Esperemos pacientes a la tercera parte(Washington) de esta última trilogía de von Trier.
Por otra parte, la intelingente y aparentemente simple Pequeña señorita Sunshine. Continuando con mi cruzada a favor del respeto por las capacidades de los niños creo equivocada la valoración de que no sea apta para verla con toda la família. Toca temas como la muerte dentro de la familia, el suicidio y Proust, la depresión y Nietsche, el ciego optimismo irrealista.
Profundamente coherente, el final soorprendería si hubiera un happy end a la americana (“à la mode”).

pelis gratis y LEGALES.

noviembre 2, 2006

Copyright, lo bueno que tiene es que se acaba alguna vez. Es el caso de muchas peliculas que podeis descargar y visionar en una página web muy ineteresante. También se pueden encontrar cortometrajes, animaciones, documentales.

La web se llama: Free Movies Fallen Out of Copyright.

A disfrutar

http://www.johns.net/freemovies

ata(s)cado

noviembre 2, 2006

fffff… resoplo y la s no acaba de salir entre la a y la c. schuman intenta consolarme y me confundo…
llevo una camiseta amarilla, algun amoroso regalo de mi abuela transoceanica, en un lugar en el que lo surfero esta de moda. orino y noto que la luz que emite un bombillote osram hace que me funda en las paredes del lavabo. piano agudo, escalas. asi le digo a la mujer de la limpieza, que me malinterpreta y me pregunta si estan sucios los lavabos. violines. cada loco con su tema, aunque al final consigo sacarle una sonrisa: si fuera un camaleon no tendria que cambiar de color en este lavabo. un oboe y un piano replicando. no se si me entendio o si lo encontro tan absurdo que tuvo que reirse y seguir barriendo. la put a procastinacion y los malditos acentos que no salen.
quiero pero no puedo. podria si me pusiera. soy un picado, creo que si fuera abeja tendria un culo asi. y pongo manos de pescador: asi (mira que tamaño). flautas y piano, una pizca de chello. y vuelve a mi la imagen de un hombre escondido en una camiseta. cual Brad Pitt en 12 monos… desperdicio de hombre con leves momentos de genialidad, pero apagado por los canabinoides que quemaron demasiadas mechas… maldita mediateca, en sus paredes rezan carteles ignorados de SILENCI RESPECTEU L-ESPAI DE TREBALL. antes habian 3 o 4 cartelitos ahora ya solo cuelga uno, solitario e inutil. voy a desconectar de Schubert, llevo 1hora investigando a Mary Poppins. a quien se le ocurre interrogacion. maldito teclado configurado para no se que idioma aahhhhh. 1964 dirigida por Robert Stevenson, ingles supongo que para que sintiera dentro de si el Londres de las sufragistas de 1910, guion de P. L. Travers (Pamela Lyndon)pseudonimo de una australiana Helen Lyndon Goff emigrada a Inglaterra que escribio 4 o 5 versiones, no se si llamarles entregas de Mary Poppins. Historias raras se cuentan del dulce niñito Mathew Garber, que si murio a los 20ypoquitos, por abuso de alcohol, drogas o desangrando su pancreas, finalmente le encuentro en Inglaterra, cenizas y su hermano cuenta que un viaje hipioso por la India en los 70 (que mejor epoca para viajar por india interrogacion) en los que agarra una hepatitis y finalmente lo traen a Londres para morir desangrado, Julie Andrews gana Oscar y se lo roba a Audrey Hepburn una dulce venganza pues la rechazaron para interpretar a Eliza Doolittle en My Fair Lady, Dich Van Dyke mas conocido por aqui como Dr. Sloan de la serie Diagnosis Murder es el simpatico Bert bailando entre Chimeneeeeas. demasiado larga esta escena. subo a clase. me humean los violines.